Aladdin: para mí una de las mejores películas de Disney

Os tengo que confesar que hacer la reseña de “Aladdin” (1992), me daba algo de miedo. Y os preguntaréis… ¿pero qué está diciendo está chica? Yo os lo explico: tengo cierta (o mucha, más bien) debilidad por Disney y esta cinta es una de mis preferidas. Como soy muy exigente conmigo misma, me daba un poco de reparo hacerlo mal y dejar el listón bajo. 

Pero vamos, por ganas e ilusión que no quede. “Aladdin” es una película de animación de Walt Disney Pictures (dato que la mayoría de las personas conocéis, lo sé) y está basada en el maravilloso cuento “Aladino y la lámpara maravillosa”. Dirigida y producida John Musker y Ron Clements. Los escritores fueron los mismos que los directores junto a Ted Elliot y Terry Rossio.

La historia se centra en el mágico y exótico reino de Agrabah donde Aladdin y su leal y travieso mono Abú viven en la absoluta pobreza. Para ganarse la vida, el joven y su inseparable compañero roban por las calles y mercados para poder sobrevivir. A pesar de eso, no pierden la esperanza de que algún día vivirán en el palacio del Sultán y  Aladdin se casará con la hija de éste.

Pero no todo sale como uno espera, y un día al intentar ayudar a una joven que jamás había visto, Aladdin es arrestado por la guardia del Sultán bajo las órdenes del malvado consejero y hechicero de palacio, Jafar. Tras conocer que la preciosa muchacha a la que había echado una mano en el bazar, es la princesa, el “ladronzuelo” es reclutado por Jafar para recuperar una vieja lámpara de la peligrosa Cueva de las Maravillas donde se dice que en su interior vive un genio mágico capaz de conceder tres deseos a las personas que lo despierten.

Una vez dentro de la cueva, Aladdin se quedará encerrado y tendrá que superar varios obstáculos ayudado por una alfombra mágica (qué gran invento sería en la realidad una alfombra mágica) y convencer a un genio que lleva miles de años en cautiverio para salir de nuevo de allí, vengarse del hechicero y conquistar a Jasmine, la bella hija del Sultán (eso sí, con algunas mentirijillas al principio).

“Aladdin” cuenta con prácticamente todo para ser una (y es) una gran película de animación. Una historia llena de aventuras, diversión, entretenimiento y una pequeña dosis de romanticismo envolverá al espectador en un mundo tan ideal que no dejará de sonreír mientras esté viendo la película. Y hablando de un mundo ideal, ¿qué me decís de la fantástica banda sonora de la cinta?

Ese punto es algo a lo que Disney suele dar vital importancia, pero con “Aladdin”,  y espero que estéis de acuerdo conmigo, lo hicieron increíblemente bien. Canciones como “Un genio genial”, “Príncipe Ali” y por supuesto la maravillosa “Un mundo ideal” acompañan a la película en momentos clave haciendo que la sonrisa se amplíe de oreja a oreja y las escenas te lleguen al corazón.

Aunque “Aladdin” no deja de ser una película para el público infantil (venga, vale… y para el no tan infantil también) nos enseña cosas muy importantes: el derecho a la libertad de decisión, a luchar por lo que realmente queremos a pesar de los obstáculos y a querernos a nosotros mismos seamos quien seamos.

Lo primero (el derecho a tomar decisiones), Disney lo lleva a cabo a través de Jasmine, que tiene claro que ella quiere casarse por amor y no por conveniencia. Además, no tolera que haya leyes en el reino que exijan a los habitantes a hacer algo que no quieren hacer. Lo segundo (luchar por lo que queremos), está claro que Aladdin es el mejor ejemplo cuando no descansa hasta que se reúne de nuevo con la hija del Sultán y consigue detener al malvado Jafar. Y no son pocos los obstáculos los que tiene saltar para por fin ser feliz.

Y lo tercero (querernos a nosotros mismos), es Aladdin de nuevo el que nos enseña que no vale de nada hacerse pasar por una persona rica y acomodada para enamorar a Jasmine, ya que ésta ya siente amor por el joven que le ayuda en el bazar y no por quien se hace pasar. Quizás, son valores que un niño muy pequeño no los llegue a apreciar, pero si ve alguna vez la película según vaya creciendo, sin duda alguna se dará cuenta de esos pequeños detalles y los pondrá en práctica.

Cabe destacar una de las voces del doblaje: la del maravilloso Genio de la lámpara, interpretado por el increíble Robbie Williams en inglés y por el actor Josema Yuste en España. Cada uno a su manera (yo prefiero al original), nos harán reír de una manera única y nos regalarán las escenas posiblemente más divertidas y que nunca olvidaremos de la película.

Como curiosidad (ya que soy una fangirl de la cinta), el propio Robin Williams añadía frases improvisadas para divertirse y aportar diferentes puntos de vista al personaje y resultó que, en muchos casos se cambió lo que estaba escrito en el guión por los comentarios que él hacía. Sin duda, un gran actor de doblaje donde los haya.

En cuanto a premios importantes y a destacar, como no podía ser de otra manera, “Aladdin” fue nominada a la mejor banda sonora y a la mejor canción original por “Un mundo ideal” en los Premios Oscar de 1992, y ganó ambos. Desde mi opinión personal, unos premios muy merecidos para un conjunto de canciones que como ya he dicho anteriormente convierten una buenísima película de Disney en una cinta que aquel que la vea jamás podrá olvidar.

Y está claro que, escenas como el paseo de Aladdin y Jasmine en la alfombra mágica por el palacio (una de mis favoritas y la de muchos) es tan bonita y llena de magia gracias, entre otras cosas, a “Un mundo ideal”. Como otra curiosidad, hubo personas que decían que los villanos de “Aladdin” no eran más que caricaturas árabes y se preguntaban por qué el protagonista masculino tenía que ser un ladrón y encima pobre. Además, también se recriminó que en la película se tachaba al pueblo árabe de bárbaros y de insensibles. La verdad, es que yo no veo más que una película maravillosa y entretenida de animación para todos los públicos sin ninguna ofensa visible.

Para terminar, “Aladdin” nos hará sacar el niño interior más aventurero que teníamos guardado. Y es que… ¿quién no quiere una alfombra mágica para volar por el cielo? ¿Y un genio que te conceda tres deseos? ¿Y un tigre y un mono geniales como fieles amigos y acompañantes? En mi caso, cada vez que veo la película (que no son pocas) me lleno de buen rollo, de buen humor y con una energía renovada. Y vosotros… ¿qué tres deseos pediríais si os topaseis con un genio azul y mágico?

Podéis visitar esta reseña y otras muchas de cine y de series en Generación Friki. :) 

17 comentarios

  1. Ay a mi no me gusta tanto la película, no sé porque, pero recuerdo perfectamente la banda sonora y si es maravillosa, Un mundo ideal, es una canción tan hermosa y romántica que me hace suspirar. Cuando era niña recuerdo que mi prima no dejaba de verla, ahora que mi prima ya tiene una niña de cinco años les diré que la veamos juntas!

    Que deseos pediría...
    1- poder tener cualquier libro que quiera
    2- encontrar mi amor verdadero
    3- dinero para mi... y para poder ayudar a los demás

    Gracias por tu recomendación!

    ResponderEliminar
  2. Mis recuerdos de esta película son maravillosos ya que mi hija entonces tenía 3 años y me hizo ver la película por lo menos 50 veces, y no exagero... ella era Jasmine y le encantan aún hoy endíalas historias de amor felices.

    Mis tres deseos serían:
    -Salud para toda mi familia y allegados.
    -Trabajo
    -y mucho amor.
    Lo clásico ¿NO?
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Muy bonita reseña... Recuerdo que veía esa película de niña y me encantaba, cuando somos niños ni siquiera notamos ofensas o si son árabes o no :)

    Mis deseos serían:
    Regresar a mi padre a la vida,
    Mucha salud y money money ja ja. Pero, bueno el primer deseo es imposible...

    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. No es una de mis pelis favoritas de Disney pero reconozco que todas ellas tienen algo especial... Un saludo!!

    ResponderEliminar
  5. Hola, al igual que tu me declaro fan totalmente de disney a mis 33 años, las veía de niña y las disfrutaba y ahora que soy mamá pues mucho mas disfruto ver las películas con mi hija, cantar juntas las canciones, reir y llorar jijiji de todo, esta película en particular me ha gustado mucho, cosa que las 2 siguientes ya no tanto. me ha gustado mucho tu pos y gracias por hacerme recordar todos los detalles técnicos que muchas veces tengo desapercibidos y solo me centro en la magia.

    ResponderEliminar
  6. Hola!
    Podés creer que es una de las peliculas más lindas de Disney y que no la vi. Tengo miles de ganas, pero a veces por falta de tiempo o porque surgen otras cosas lo dejo pasar. Me encantó tu reseña asi que en cuanto tenga un respiro, seguro que lo veo.
    un beso!

    ResponderEliminar
  7. Para mí Aladdin es una de las películas más divertidas de Disney junto con La Sirenita, me encanta el doblaje del genio en Aladddin y del cangrejo Sebastián en La Sirenita. La canción de Un mundo ideal es maravillosa, aún me emociono cuando la escucho.

    ResponderEliminar
  8. Hola!
    Debo de confesar que las películas de Disney no me gustan mucho pero claro que si no hay otra opcion debo de coincidir contigo que si es una buena película aunque no consideraría la mejor, a mi me gusto muchisimo una reproducción muy bella Nocturna, es una película que no es muy de príncipes pero si de principios y sobre todo es hermosa la animación, jejeje nadie me pregunto sugerencias, pero la recordé por el tema de magia y miedos.

    ResponderEliminar
  9. A mi me gusta mucho esta película, pero lo que más me gustó fue la banda sonora...La canción de "Un Mundo Idea" fue un acierto, lo que no me gustó son las versiones que sacaran para televisión tiempo despúes no no no, me quedo con la única película,

    ResponderEliminar
  10. Holaaa!
    debo decir que amo con todo mi ser la película aladino, es muy buena y bonita, me encanta en todo sentido, es una de mis favoritas con sobre todo por sus temas <3 conquistan.
    muchas gracias por tu entrada, me dieron ganas de verla!
    saludos

    ResponderEliminar
  11. ¡Hola! Pues a mí también es una de las películas Disney que más me gusta, y como dicen por aquí arriba, la música de la misma es un factor importante, me encantan las canciones de Aladdin ♥

    ResponderEliminar
  12. Aladin es una de las mejores peliculas que hay, yo tambien soy una niña disney, mucho ademas.. creo que eso nunca se deja de ser. Un besazo

    ResponderEliminar
  13. Esta pelicula sin duda marco mi infancia, me encanto tu reseña -u-

    ResponderEliminar
  14. Recuerdo esta película como preciosa y que me encantó. Las películas de Diseny siempre son una maravilla, con una banda sonora genial y por ello no me extraña que siempre ganen premios, como en esta ocasión los Oscars.
    Me gusta las enseñanzas que deja esta película a los niños y no tan niños, como por ejemplo luchar por nuestros sueños pase lo que pase con perseverancia y determinación
    ¡Una gran película!

    ResponderEliminar
  15. Que bonito como mezclas esta película con la vida real. Porque esa libertad de que nos hablas muchas veces no somos conscientes de ella.
    Yo también soy una fan de Disney, porque tienen cosas buenas por ver.
    Una película que nos motiva para ir detrás de todo aquello que queremos y hacerlo realidad.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  16. Coincido contigo en que esta película es una de mis favoritas de Disney y también lo era de mi hermano pequeño quien se la vio alrededor de 9 millones de veces jajaja, los valores que transmite no pueden gustarme más y además la princesa poco o nada tenía que ver con las mujercitas del pasado así que chapeau! Muaks

    ResponderEliminar
  17. Creo que solo la vi una vez, así que sería buena idea recordarla, que ya ha llovido desde entonces. ¿Alguien ha dicho debilidad por Disney? No sé que tienen pero me encanta :) Y veo absurdo sacar punta a una película de dibujos animados. Hay que estar muy aburrido para interpretar eso sobre los árabes. Que me dices de una película que no sea de dibujos puede ser, pero no de una de Disney, ¡me niego! Bss.

    ResponderEliminar