Todas las canciones de amor que suenan en la radio, de Cristina Prada


Imagen realizada por Tiaré

Cuando por casualidad leí la sinopsis en Amazon de Todas las canciones de amor que suenan en la radio, me enamoré perdidamente. Tenía toda la pinta de ser una historia de amor intensa, romántica y apasionada de las que tanto me gustan y me enganchan. Observé alguna opinión y todos los lectores que lo habían leído hablaban mil maravillas de él. 

Entonces me dije a mí misma: romántica, erótica e intensa, ¿qué haces que no estás leyendo el libro ya? Como soy realmente obediente hice caso a mi cabeza y me puse a ello. ¿Queréis saber mi opinión? ¡Pues os invito a seguir leyendo! Todas las canciones de amor que suenan en la radio no dejará indiferente a nadie.

Biografía de la Autora. ¿Quién es la joya que acabo de descubrir? ¡Cristina Prada!
Vive en San Fernando, una pequeña localidad costera de Cádiz. Casada y con un hijo, siempre ha sentido una especial predilección por la novela romántica, género del cual ha devorado todos los libros que caen en sus manos.  En la trilogía «Todas las canciones de amor» decidió unir tres de sus grandes pasiones: la escritura, la literatura romántica y la música.

Sinopsis del libro. Sin duda, un resumen para dejarte con ganas de más 
Cuando una huelga de metro hace que Maddie Parker llegue tarde a su entrevista de trabajo, no imagina cuántas cosas están a punto de cambiar. Entre ellas, conoce al atractivo, arrogante y exigente Ryan Riley, un empresario de éxito que le ofrece un empleo imposible de rechazar. Ryan siempre ha controlado todos los aspectos de su vida, pero ahora se siente irresistiblemente atraído por la sexy, inocente e inteligente criatura que, rompiendo todas sus reglas, ha decidido contratar.

¿Cuánto tiempo podrá contenerse? Entre peleas y reproches, tanto en la oficina como fuera de ella, acabarán cayendo sin remedio en una relación salvaje, descarada y adictiva que hará que Maddie descubra sus propios límites y todo lo que Ryan significa para ella. Bajo el increíble y sofisticado telón de fondo de la ciudad de Nueva York, Maddie y Ryan vivirán una intensa aventura de amor donde el odio, el deseo y el placer les conducen a una pasión desenfrenada.

¿Mi opinión sobre Todas las canciones de amor que suenan en la radio? 
Ryan Riley es un empresario de éxito que posee todo para ser un hombre de portada de las grandes revistas de Nueva York: es atractivo, controlador, multimillonario, mujeriego, arrogante y es el director de una de las empresas más influyentes del país: Riley Group. En los negocios es imparable, pero su vida personal está hecha un desastre: tiene un gran problema de confianza con los demás, no es capaz de expresar lo que quiere decir y las relaciones de pareja para él no duran más de una noche. 

Pero todo eso cambia cuando ve por primera vez a Maddie Parker en las oficinas de su empresa. Y sin poder ni querer evitarlo, se queda totalmente hipnotizado. Algo que nunca antes le había pasado con ninguna mujer. Maddie Parker es una joven con un futuro brillante. Con toda la ilusión de haber terminado finalmente todos sus estudios, poder trabajar en lo que le gusta y tener una entrevista de trabajo en una de las grandes empresas de la ciudad, se dirige a Riley Group con una sonrisa de oreja a oreja, pero una mala jugada del destino hará que llegue tarde por una huelga de metro. 



Cuando consigue llegar a las oficinas, las entrevistas se han dado por terminadas y ha perdido su oportunidad de conseguir el puesto que tanto ansiaba, ve a un hombre increíblemente atractivo y sofisticado acercándose a ella para hacerle unas breves cuestiones y termina contratándola en medio de los pasillos. Pero el encargado de hacerle la esa entrevista tan diferente no es ni más ni menos que el mismísimo Ryan Riley, el director de la empresa.

Me he identificado muchísimo con Maddie, con su inocencia, educación, comprensión y dulzura hacia el mundo y las personas que le rodea, me ha encantado su sensibilidad, su naturalidad, lo buena amiga que es y sobre todo lo luchadora y valiente que ha sido durante su vida por mucho que ésta la haya tratado mal. No he podido parar de reírme con sus propios pensamientos y con los líos que se hace en la cabeza y me ha conquistado con el amor tan verdadero que siente por Ryan. 

¿Qué decir del director del Riley Group?

Ryan me ha seducido desde el primer momento con ese lado tan salvaje y primitivo que tiene, me ha hecho pensar en el sacrificio que se tiene que hacer al llevar una empresa de esas magnitudes, en la responsabilidad de tener a centenares de personas trabajando para ti y en la profesionalidad que eso conlleva. Pero sobre todo lo que me ha encantado ir descubriendo ha sido su lado más humano, más relajado y más confiado.

Me ha emocionado ver como Ryan encontraba sentimientos dentro de él que creía que no podía tener nunca y que al fin y al cabo es igual de vulnerable que cualquier otra persona. Y que como la mayoría de personas tiene miedo de que le hagan daño y le traicionen. Ha sido fantástico ver como muy a poco a poco el exitoso empresario se quitaba esa gran coraza que tenía sobre sí y se dejaba llevar con Maddie.

Por otra parte, otro punto fuerte que tiene Todas las canciones de amor que suenan en la radio, son los personajes secundarios: Alex, Lauren y James como los mejores amigos de ella y Bentley y Spencer como el amigo de la infancia y el hermano de él. Juntos añaden diversión, risas, locuras y sobre todo amistad a la historia de los protagonistas. Ellos serán los que darán los últimos empujones a Maddie y Ryan para que su relación vaya viento en popa. 

Si tengo que quedarme con alguno… creo que sería con Lauren, me ha encantado la iniciativa que tiene, que no se calla ni debajo del agua, su optimismo con todas las cosas y que bajo esos aires de mujer fatal tiene un corazón que no le coge en el pecho.  Está claro que todos ponen esa “guinda al pastel” que le faltaba a la novela. 

A este primer libro de Cristina Prada le prosiguen tres más, todos editados por Zafiro, sello editorial digital romántico:  Todas las canciones de amor que aún suenan en la radio, Todas las canciones de amor que siempre sonarán en la radio y Todas las canciones de amor de Ryan Riley

¿Recomiendo la primera novela de la serie? Absoluta e irremediablemente sí. Si queréis emocionaros, reír, llorar, sentiros identificados con los personajes, en mi caso con Maddie, ilusionaros, envolveros en una fantástica historia de amor llena de pasión, placer, erotismo, llevaros las manos a la cabeza y pensar en algunos momentos en pegar collejas a ciertos personajes del libro y decir…

“Querida Cristina, te quiero, ¿pero por qué narices me haces esto?”… este libro tiene que ser vuestra próxima lectura, maravillosos lectores.

Una novela increíblemente bien escrita y argumentada por la autora, con escenas de alto voltaje pero que están tan bien llevadas y desarrolladas que en ningún momento te hacen sentir incómodo y sin duda te hará caer presa de la historia de los magníficos Ryan, Maddie y compañía. Sólo puedo decir una cosa: bravo, Cristina Prada. Bravísimo.

Conclusiones: Deseando seguir con la saga
Desde que supe que iba a leer la saga, quise ponerme en contacto con la autora para ver si me concedía una entrevista para el blog. Y no sólo aceptó, si no, que estábamos las dos igual de emocionadas y contentas por el proyecto que teníamos entre manos. En ese momento, Cristina Prada me conquistó totalmente. A parte de ser una increíble escritora y de tener el éxito que tiene con sus novelas (muy merecido) es una persona que da gusto hablar con ella, que te transmite una energía positiva única y siempre está pendiente de los mensajes de los lectores y resolviendo dudas. 

Que la autora sea así de encantadora, es otro empujón para dejarte llevar por Todas las canciones de amor que suenan en la radio. Además, estaréis de acuerdo conmigo que el título del libro es fantástico. Por mi parte, estoy deseando seguir leyendo las otras dos novelas y saber cómo evoluciona la historia de Maddie y Ryan y todos los demás. Gracias, Cristina por haber escrito esta maravillosa trilogía que ha hecho que me acueste varios días a altas horas de la madrugada. 

Ella ha conseguido con Todas las canciones que suenan en la radio que desde el principio no pueda parar de leer la historia de amor entre los protagonistas. La novela está llena de sensibilidad, intensidad, amor, amistad, dulzura y pasión. La autora ha sido capaz con creces de hacerme reír, llorar, emocionarme y querer tirar de los pelos a los protagonistas algunas veces. ¡150% recomendable!

¡Y por cierto! También tiene su edición en papel publicado por Booket por si no tenéis libro electrónico y queréis perderos en Ryan... digo entre las páginas de esta maravillosa historia

No hay comentarios